Microsoft se ha unido a otros suministradores como Google, Amazon, Salesforce.com y Rackspace para pedir una legislación más sólida sobre la protección de datos en la nube. Cada vez son más las empresas que se unen a sistemas basados en el cloud y necesitan reforzar la privacidad debido a la información altamente confidencial que deben proteger. Los usuarios “están muy preocupados por las implicaciones de privacidad que puede tener migrar datos tan sensibles a un almacenamiento en remoto". Michael Hintze, Microsoft.

El objetivo es conseguir que los datos en la nube sean tratados “como si estuvieran almacenados en casa” y dificultar, en la medida de lo posible, los procesos que pueden obligar a un proveedor a revelar esta información. Sin embargo, ya hay quien se opone a esta idea;  el cambio podría suponer para las fuerzas de seguridad una investigación más lenta en las diferentes áreas delictivas según ha afirmado Kurt Schmid, director ejecutivo de la Chicago High Intensity Drug Trafficking Area.

Fuente: CSO España

 

BEATRIZ SANAGUSTIN